Indigna prisión domiciliaria a oficiales de la PN por muerte de raso

Actualidad


Indigna prisión domiciliaria a oficiales de la PN por muerte de raso
Indigna prisión domiciliaria a oficiales de la PN por muerte de raso

Santiago – La oficina de Atención Permanente del Distrito Judicial de Santiago, dictó seis meses de prisión domiciliaria a oficiales implicados en la muerte del raso Alberto de la Rosa de la Cruz, causando malestar entre familiares y amigos.

La medida fue impuesta por la jueza Yiberty Polanco al teniente coronel José Ernesto de la Rosa Pérez y del segundo teniente Luis Antonio Montilla Lara, a quienes también impuso presentación periódica, impedimento de salida del país y cintillo de vigilancia, decisión que provocó la ira de familiares y amigos de la víctima.

Según los fiscales, el teniente coronel José Ernesto de la Rosa Pérez y el segundo teniente Luis Antonio Montilla Lara, que eran parte de la patrulla que disparó al raso y a otros ciudadanos el 1 de febrero pasado en una comunidad del municipio de Villa González, actuaron de forma «deliberada y desproporcionada”, por lo que habían solicitado prisión preventiva para ambos.

Decenas de familiares y allegados de las víctimas, que se trasladaron al Palacio de Justicia de Santiago desde el municipio Cambita Garabitos, provincia San Cristóbal, se quejaron porque, a diferencia de los allegados de los agentes policiales procesados, a ellos les impidieron la entrada al Palacio de Justicia de Santiago. En la puerta, hacían reclamo a las autoridades.

Los parientes de las víctimas clamaron justicia y acusaron a los actuantes judiciales de estar a favor de los agentes. Abogados de la familia de la víctima apelarán la medida, en busca de que se revierta el fallo y se dicte la prisión preventiva de los oficiales.

La Fiscalía de Santiago recurrirá ante la Corte de Apelación de esta jurisdicción la medida de coerción, consistente en prisión domiciliaria. El titular del Ministerio Público en esta demarcación, Osvaldo Bonilla, se mostró en desacuerdo con la decisión del tribunal, debido a que la medida no guarda relación con la gravedad de los hechos atribuidos a los agentes policiales ni con las pruebas aportadas.

Bonilla dijo que las pruebas, «no solo colocan a los imputados en la escena del crimen, sino que también evidencian que dispararon en más de 15 oportunidades hacia la parte trasera del vehículo en movimiento en que iba la víctima, impactada por tres proyectiles”.



Source link